club-mba.com

¿Se avecina una crisis de la libra esterlina?

¿Se avecina una crisis de la libra esterlina?
marzo 23
00:15 2013

El pasado 22 de febrero Moody’s, una de las tres más importantes agencias de calificación, decidió rebajar la calificación de Gran Bretaña de AAA a AA1. Según el ministro de finanzas británico, George Osborne, “es un duro recordatorio de los problemas de deuda que acucian al país y la más clara de las alertas posibles para todo aquel que piensa que podemos evitar lidiar con el escenario actual”.

A pesar de que en 2010 el gobierno conservador de Gran Bretaña se fijó como objetivo salvaguardar la calificación de crédito de su país, la realidad es que a día de hoy tan solo 11 países cuentan con la máxima calificación por parte de las tres agencias crediticias: Alemania, Holanda, Finlandia, Luxemburgo, Suecia, Noruega, Dinamarca, Suiza, Canadá, Singapur y Australia.

Los países con peor calificación de crédito deberían tener mayores problemas para financiarse y sufrir un incremento del coste de deuda. Sin embargo, países como Estados Unidos y Francia, que fueron degradados en 2011 y 2012, respectivamente, apenas han experimentado las consecuencias negativas de dicha rebaja.

Todo parece indicar que tampoco afectará a Gran Bretaña, ya que los inversores llevan tiempo esperando la intervención de las agencias de calificación, especialmente tras conocerse el pasado otoño que el gobierno está sufriendo para reducir el déficit. Las otras dos grandes agencias, Fitch y Standard & Poor’s, tienen a Gran Bretaña en perspectiva negativa. La libra ha caído a mínimos desde 2011 con respecto al euro y a mínimos de los últimos 32 meses con respecto al dólar.

Además, hay otros datos preocupantes para Gran Bretaña. La libra es, a día de hoy, la moneda importante más débil de 2013, la cual ha caído incluso más que el yen. Por otro lado, el rendimiento económico del país es bajo. Los datos demuestran que el PIB se contrajo un 0,3% en el último cuarto de 2012, siendo un 3% más bajo de lo que era el primer cuarto de 2008 y todo parece indicar que se avecina un tercer ciclo recesivo – el primero fue entre abril de 2008 y junio de 2009 y el segundo entre octubre de 2011 y junio de 2012.

La caída de la libra podría representar una ventaja para Gran Bretaña, ya que sus productos serán más baratos para compradores extranjeros. Sin embargo, según Jim Leaviss de M&G, Gran Bretaña “es adicta a bienes importados”. La debilidad de la libra hace que los productos extranjeros sean aún más caros, reduciendo el gasto del consumidor. Jim añadió que “un déficit como el de ahora históricamente ha precedido una crisis de la libra esterlina”.

Los altos precios en importaciones también impedirá que Gran Bretaña alcance el deseado 2% de inflación. Como era de esperar, recientemente informaron que la inflación seguirá por encima del objetivo durante los próximo dos años.

Con estas previsiones, los inversores podrían no estar tan interesados en comprar bonos ingleses con una moneda en depreciación. Si los costes de deuda de Gran Bretaña aumentaran bruscamente, el gobierno sufriría aún más intentando reducir el déficit.

La buena noticia para Gran Bretaña es que la situación actual del mercado de divisas y de bonos presenta pocas opciones atractivas para los inversores. Se da incluso la circunstancia de que los bonos ingleses parecen seguros, especialmente tras ver cómo la eurozona se ha vuelto a ver sacudida. Japón y Estados Unidos tampoco presentan síntomas claros de estabilidad. Gran Bretaña no es el único país con problemas, lo cual podría salvar a la libra de una caída aún mayor.

The following two tabs change content below.
Tags
Share

0 Comments

No Comments Yet!

There are no comments at the moment, do you want to add one?

Write a comment

Write a Comment


*

Escuelas de Negocio

Encuesta

¿Qué elemento consideras más importante para conseguir un puesto de trabajo?

Ver resultados

Loading ... Loading ...
Suscríbete